25.12.06

RESACA


25 in the morning. Es temprano para el resto de los mortales, no para mí. Lista sobre mis pies me dispongo a la caminata matinal mientras el barrio duerme y mi casa no. Me gusta el cristal desacostumbrado, inhabitual, sin rutinas. Caminar cuando duermen, dormir cuando el mundo se viene abajo. Mis pasos son rápidos, dos minutos por cuadra si se quiere. Mi MP3 me regala claramente el último de Vicentico. Y allá voy. Sorteado la resaca de la Navidad de un barrio. Un barrio de casas bajas con techos altos que de a poco están dando lugar a longilíneos y rentables edificios. En mi carrera se me hace inevitable “husmear” en los zaguanes de mosaicos simétricos y envidiar historias frescuras de los hogares señoriales que quedan. Sorteo restos inmundos de pirotecnia. Restos de tormenta ácida, la basura que el servicio prometido pasó de largo. Algunas señoras barredoras que en vez de caminar se dedican a asear los trapos sucios de la nochebuena. Las iglesias están cerradas, hasta Jesús duerme su natividad. Los pendejos vuelven zigzagueantes, me parecen tan lentos al ritmo de mi paso. En las transformaciones del barrio que me vio nacer son notorias e inevitables las comparaciones. Miro la casa de mi teacher tan linda ella a sus 40, 40 que hoy son más 30. Trato de no pensar. No hay ni donde comprar la dichosa botellita de agua mineral. Un par de viejos caminando alrededor de la plaza y mis talones ampollados al no poder evitar el estreno de mis running nuevas. Me las trajo el Niñito Dios. Tampoco lo pude evitar.

22.12.06

FOTO DEL AÑO

La Voz del Interior, está haciendo una elección entre sus lectores de las mejores fotos del año. En este sitio podés elegirla anónimamente. Pero en el mío no, cuál te parece la mejor? La fotografía en un diario es tan importante como el texto y les aseguro que aquí hay excelentes profesionales en esa disciplina.

19.12.06

FABRICANTE DE MENTIRAS


Y de profesiones u oficios hablemos. El otro día, vi que unos hombres arreglaban la caldera del natatorio donde voy a ver si me convierto en Sirena. Y me pregunté: si tuviera que arreglar una caldera ¿a quién llamaría? ¿A un plomero? ¿Al mismo Diablo?
¿Quién fabrica las pelotitas de los metegol?
¿Quién controla o hace service a las gigantografías o carteles callejeros?
¿Alguien conoce a un diseñador de botones?
En la película brasileña Estación Central, la protagonista vive (o sobrevive) de escribir cartas a los analfabetos (escribirles y quedarse con el dinero para enviarla) No es una profesión que a mí, particularmente, me resultara común. De la misma manera, Selma (el personaje de Bjork en Bailarina en la Oscuridad) coloca los “invisibles” u horquillas en sus cartoncitos para ganarse unos manguitos. Una tía mía tenía una maquinita a pedal y con una especie de palanca que bajaba, le ponía el sello con la marca dorada a las plantillas que luego irían en los zapatos.¿Esas actividades que uno no se imagina, no? ¿Conoces alguien que haga algo que te haya llamado la atención?

10.12.06

BLOG PRO VERANO


Si señores, aunque aún no estalló el verano oficialmente, ya lo hemos inaugurado con pileta de lona, asadito y escenas de lucha en el agua.

Para mí el calor tiene más pros que el frío (varios opinarán lo contrario) Expongo algunas de las razones:

  • Economía de indumentaria
  • El bronceadito (no tipo rubia tarada) queda divino en todos
  • Me encanta el agua en todas sus variedades: pileta, río y mar
  • Se puede andar al aire libre sin taparte hasta las orejas
  • Me gusta lo que se bebe en verano es decir, cervecita, limonadita, juguitos, sangriítas, clericocitos...
  • Los cuerpos sudados que huelen bien son por más apetecibles!
  • Es fácil entretener a los niños, jardín, manguera, regadera, mucho agite y se quedan dormidos hasta en la alfombra.
  • Me gustan las iguanas (je)
  • Me tomo vacaciones
  • Si señores, el nivel de depresión, SPM y abulia decrece cuando el termómetro trepa, eso es en mi caso.

¿Y por casa, como andamos?

1.12.06

DESILUSION


Uno de los primeros recuerdos que guardo de mi infancia están referidos a la desilusión. O sea, esperar que algo suceda, poner allí las expectativas y ver que la realidad es otra (¿ Quien no ha sido defraudado? No pensemos, sin embargo, que el culpable es un sistema, o la sociedad, o un Estado, o una persona. Son nuestras ilusiones las que nos van defraudando. Todo comienza en el calor del vientre materno y el descubrimiento de que hace frío allá afuera. ¿Y acaso es culpa del frío que haga frío ? Antonhy Burgess, citado por Juan Forn en Nadar de Noche)
Me habían comprado en un paseo un globo de gas helio en forma de saturno. A la noche me fui a dormir con mi globo y se pegó en el techo. Al otro día amaneció a la mitad del cuarto medio desinfladito, arrugado y feíto. Desanimado. Yo lo quería brillante y bien arriba. Por eso mis expectativas ante lo que pueda suceder tienen más que ver con las coordenadas de la realidad que con la ilusión. Y luego la caída no será tan estrepitosa. ¿No?