30.3.07

NO RAIN


Llueve y no estamos en Paris. La lluvia infinita de Macondo. El otoño inauguró su temporada con tormentas, chaparrones dispersos y lluvia perenne. Todo húmedo y embotado. Y las casas muestran sus flaquezas y algunas hasta no soportan. Y los más postergados son los menos protegidos. Y la lluvia no perdona, el agua se mete, ataca, ofende. Hay un preciso momento en que este regalo de la naturaleza deja de ser beneficioso y romántico. Hay niños que no pueden ir a la escuela. Escuelas que se llueven, paredes que se electrocutan. Gente sin refugio, servicios que no llegaron y ahora menos. La dosis justa, exacta, desaparece ante lo imprevisible. Del fuego al agua, del agua al abandono. Y el zapping te muestra la pelea diaria, interminable, absurda, entre los políticos antes de las campañas. ¿Esto ya lo ví?

9 comentarios:

Ju dijo...

Es hartante la lluvia, acá (Tucumán), hace una semana que llueve, finito, no tanto; con truenos, relámpagos. Y si, lo primero en que uno piensa es en la pobre gente...Te cuento que aca en enero y febrero se inundaron muchas localidades del interior, e incluso de la capital. Las autoridades creen que con una chapa y un colchon se soluciona todo.
Besos.

YAYA dijo...

Qué quiere que le diga. La lluvia me cansó.

María Elena dijo...

Llega un momento en que el romanticismo de la lluvia deja lugar a una infinita tristeza, desazón, impotencia. Sobre todo en los más pobres.

Beacriz dijo...

y sigue el alerta meteorológico para varias provincias por lo que vi en los noticieros. pero los "entendidos"dicen que no pasa nada grave, que no hay nada parecido al llamado "calentamiento global". querrán decir que ellos no se calientan por lo que pase porque total a ellos no les falta nada? besitos

Gabriel dijo...

Los "entendidos" lo único que creen entender (en realidad no entienden, se saben el versito de memoria) es la sanata yanquilosa, los principales en rechazar cualquier convenio a favor del medio ambiente por ser justamente los que más moco están echando en esas y millones de cuestiones más.
Carajomierda, 100 katrinas más para ellos, preferentemente en Washington y sus respectivos bunkers!! :@

Ya ta... gracias Ross. :p Te presto un paraguas? Acá ya los reemplazamos por snorkels :S

Bombona dijo...

pase a leerte.
Me gusto tu blog,me encanta como contas las cosas
me gusto ver las fotos de tus hijos.
Yo tambien tengo 2 un poco mas grandes que los tuyos.
Prometo pasar seguido

Marian dijo...

Estoy HARTA de la lluvia
HARTAAAAAA!

Todo, pero todooo mojado, no se puede salir a la calle, no se puede ir a trabajar, no se puede lavar ropa, grrrrrrrrrr

ya hice toooodo lo q se puede hacer cuando lllueve: TODO!
(menos tortas fritas, ya q una vecina las hace riquisimas y me las trae de onda a casa y bajo la lluvia, si como lees)

hasta lo + lindo cuando es mucho y parejito...CANSAAAAAAAAA

van muchos días
que pareeeeeeeeeee!!!!

siempre q llovió...paró (cuac)

ALEJANDRO LAVALLE dijo...

Insoportable la semana que tuvimos, no sólo por la lluvia, una humedad inaguantable. A decir verdad, lo de Capital no fue nada a comparación de lo de Santa Fe y aledaños. La benignidad del agua que nutre, se convirtió en espanto y tedio absoluto. Beso

laura dijo...

Esta lluvia que desampara todavía más a los desamparados, que pierden todo, que con un impulso que sacan de no se dónde, vuelven a sacar sus cosas al sol y empiezan de nuevo.
De qué nos quejamos?
Besos
laura