9.1.08

SUTILEZAS


Para mí la vida está hecha de detalles. En ese concepto caben distintas categorías como la gestualidad, la manera de sentarse o caminar o detenerse, como agarrás el volante, en que dedos usás los anillos o si llevas la cartera de la derecha o la izquierda. Eso es, detalles y gestos como agarrar el lápiz de una forma no habitual o cuando comés, dejás los cubiertos luego de cada bocado.
He ido recopilando esos fragmentos que guardo como tesoros en mi memoria y hay algunas situaciones que me los disparan y me conmueve sólo evocarlos. Ahora, van algunos.
Mi papá, por ejemplo, aún en invierno, sacaba un pie fuera de la cama, o sea, todo tapado y un pie al aire. Y si pasabas cerca siempre te lo llevabas por delante.
Mi mamá entrelazaba los dedos y giraba los pulgares como esperando, como jugando al Antón Pirulero.
Uno de mis hermanos te apoya la gigantesca mano en el hombro y te hunde, tira todo su peso sobre vos pero a la vez te da confianza, te quedás ahí a sostenerlo. Mi otro hermano es más delicado pero cuando apoya un vaso sobre la mesa lo hace como un vaquero, firme y haciendo un toc seco.
Tengo otros gestos ajenos guardados como el saltito cuando camina de uno de mis sobrinos o el otro que se pone bizco cuando está muy cansado. Mis amigos aportan lo suyo, uno se pone el lápiz tras la oreja sea la situación que sea y esté donde esté, otra se seca los dedos de los pies haciendo un especie de ventilador con las manos a otro lo reconozco porque siempre que golpea la puerta de casa lo hace con una llave y en un lugar sonoro (es baterista).
Ampliando este menú hay gestos realmente conmovedores: mi niño, que es zurdo, agarra la cuchara, dobla el codo y la lleva a su boca en un movimiento propio de una grúa, ella, sin embargo, hace gala de su destreza sentándose como una experta en yoga y con la espalda erguida. En cuanto a él es toda una tesis sobre sus rasgos: verlo emprolijar sus uñas obsesivamente, cortar el pomelo en cuadros aún dentro de la cáscara, acomodarse el pelo hacia adelante, enchufar y desenchufar y combinar macho hembra con rapidez y precisión, entre otros tantos, lo hacen así como, es así como me gusta. Hecho de detalles que me seducen y van más allá de cualquier patrón de belleza. La vida sin patrones.

8 comentarios:

Marce dijo...

Que increible no? porque uno reconoce esos gestos cotidianos de gente querida de una manera automatica y sin embargo, son tan especiales. Mi hijo tambien los tiene y mi marido tambien y si me pongo a pensar son increiblemente propios. besos.

cyn dijo...

Sabes que nunca habia prestado atención a eso? y mientras te iba leyendo iba pensando sobre todo en los gestos de mis hijos. En esas marcas que tanto los caracterizan, y entonces pensaba: que loco estoy viendo a mis hijos sin verlos realmente.

Fabricio dijo...

Felicitaciones! es el post más bello y unico que he leido!!!
te dejo un sutil beso

Viole dijo...

maravilloso el post!!!, ves el alma y la esencia en esos gestos! gracias

LAUREANA dijo...

Ross me encantó este post! Detenerse un instante a pensar en lo que uno ve cotidianamente y por ahí no le prestás atención. Es verdad los gestos de cada persona son únicos, los definen,los identifican. Los gestos y las maneras, pensaba en cómo me doy cuenta cual de los nenes se levanta al baño a la noche, y ahí estoy desde mi cama ¿Fulano que te pasa? ¿Nada, como sabés que era yo? Y por como abrís la puerta, por como caminás... y es tal cual. Un beso grande!

madre hay una sola dijo...

Mi abuelo usaba una boina vasca que estaba constantemente empujando para adelante y para atrás. Gracias por hacerme acordar.

Rossana Vanadía dijo...

Marce, son casi imperceptibles pero absolutamente personales.
Cyn, es un camino de ida este de la observación!
Gracias Fabri, otro!
Viole, de nada y que linda está Cata!
Laurena, es cierto, yo les distingo hasta la respiración también, es todo un sistema interconectado.
Madre... hasta me lo imaginé al viejo, fijate vos.

magimu dijo...

es verdad que a uno le quedan grabados en el alma esos gestos particulares de las personas que amamos, muy lindo todo lo que escribiste me gusto mucho este post