16.7.09

TODO A PULMÓN

La desdichada gripe, la información equívoca, las cuestiones políticas, la existencia de otras enfermedades que también matan.
Todo provoca un barullo en mi cabeza y tocan un momento especial y desagradable de mi historia. Porque todo tiene que ver con el aire, con respirar, con la salud de tus pulmones. Me hago fuerte haciendo caso que tanto la angustia como las medidas extremas empujan las defensas hacia el fondo y ahora no hay como tenerlas altas, a punto, felices y alertas.
Durante el embarazo de mi niño, justo a la mitad, tuve una neumonía atípica. Sumale que soy asmática. Sumale que, con un bebé en la panza, la medicación es muy medida. La pase muy mal, mis pulmones no se ascultaban, ambos estaban tapados. Estuve en la UTI por más de una semana y con cuidados extremos hasta el fin del embarazo. Cuando el bebo estuvo afuera, el doctor me dijo que por fin podíamos estar tranquilos, todo estaba bien.
Por eso, creo absolutamente que una persona puede morir por una enfermedad respiratoria mal tratada o no tratada a tiempo o con diagnóstico equivocado. Y la gripe ésta es una más, pero la atención, la prevención en general, los tratamientos, los cuidados, el acceso a la salud tienen que ser un absoluto derecho porque es parte total de la integridad humana.
Odio los datos confusos y la difusión de esos datos, entredichos, politizados, mal planteados. La gente no es tonta pero necesita ayuda y ser atendida debidamente en obras sociales, pre pagas y salud pública. No especular con la provisión de vacunas ni medicamentos. No desviar fondos y menos meter manos en la lata. Por una cuestión ética por un lado, por una cuestión vital, por el otro. La salud y la vida.
Yo tuve una neumonía en la que cabía la posibiliad que no saliéramos ni el bebé ni yo. Y salimos por la atención, la dedicación y haber sido atendidos a tiempo. Pero no se imaginan lo mal que la pasamos sin poder respirar, entre mangueras y luces y tip tip amenazantes. Con miedo y esperanza. Entre lágrimas y apoyo. Y este dato es sólo un punto en el planeta.

8 comentarios:

laura dijo...

el tema de las enfermedades respiratorias es bravo y por o que contás lo sabés más q bien. el aire, nada menos que el aire.
temón

Charo dijo...

Ross,
Soy asmática (se es asmático toda la vida no?) y de corazón te digo: practicá yoga. Suena raro y volado, pero la realidad es que a partir de hacer hacer yoga y sin buscarlo empecé a espaciar los ataques, que luego desaparecieron, bajé la medicación diaria, hasta que la dejé y ahora: ni siquiera salgo con el ventolín en la cartera. Besos!!

ines dijo...

es tremendo confirmar que les importa una nada la salud nuestra mientras no encuentren reditos economicos o politicos(que viene a ser lo mismo)solo depende de nosotros mismos y lo mas importantes son las defensas a las que te referis Ro por eso hay que hacer como los pulmoes respirar hondo y filtrar la informacion que nos dañe,pa´frenchi!!!!

Andrea Guiu dijo...

Sí Ro, recuerdo lo duro que fue ese embarazo, cómo lucharon vos y tu bebé por la vida, con tu familia cerca asistiéndote. Mi hermano era asmático, recuerdo sus ahogos en la madrugada, y mi vieja y nosotros saliendo a las disparadas hacia un hospital... él se curó después de la adolescencia, hizo tratamientos de todo tipo, incluso de acupuntura, que ayudó bastante. Es cierto lo de la información, ¿por qué no linkeás el artículo de ese médico rosarino que me leíste ayer? estaba muy bueno. Lo demás es, peor que el virus, la desprotección sanitaria de la gente en un país más preocupado por discutir las retenciones del campo que sus propias políticas sociales. ESA es nuestra peor epidemia... bueno, besos y a no asustarse, que ustedes tienen las defensas bien altas...

Marcela y Sergio dijo...

Qué bravo embarazo tuviste!! Afortunadamente todo salió bien.
La pandemia que nos aqueja hace tiempo en este país es la "corrupción" que, indistintamente el signo político que se encuentre en el poder, siempre dice presente. Coincidimos en que el acceso a la salud debe ser un dereho. Ojalá sea realidad algún día y pronto.
Saludos Nosotros

Sol dijo...

En muchas oportunidades sentí indignación por como manejaban desde el gobierno el tema de la famosa influencia.
Pareciera que después de las elecciones, ese mismo Lunes 29, se dieron cuenta lo grave que era y como se contagiaban unos a otros.
Es una vergüenza como manipulan todo. De mas esta decir que los niños que mueren de hambre en nuestro país son muchos mas que 145 casos. Pero eso parece no importar.
Si se toma a tiempo, si se recibe la atención necesaria, la gripe A se puede controlar.
Ya no tengo dudas que manipulan las situaciones a su conveniencia, sin importarles nada de nosotros.
Pero como bien dicen: a respirar bien hondo …

Rossana Vanadía dijo...

Gracias Charo, ahora hago natación y caminatas y estoy mucho mejor. Que tipo de yoga hacés. Yo he hecho hata y me aburro mucho y me da ansiedad igual que con el tai chi. Tendría que ver otro estilo...
Andre, ya lo voy a colgar, es un recuerdo para borrar pero como no se puede lo cuento para que se atenúe...
Gracias chicas, y eso que nosotras tenemos donde recurrir...

Charo dijo...

Hice distintos tipos de yoga: hata, aienga (no sé cómo se escribe), pranayama. La profesora varió el estilo y yo me mudé y cambié de profesora. Si el hata y el tai chi te aburre, el aienga puede resultarte más entretenido. Es con arneses y otros elementos. Te podés colgar para hacer relajación como un mono tipo De la guarda. Besos!!