20.9.09

AL QUE LE TOCA, LE TOCA


Comentamos de la primavera y los días previos de festejo. Ella dice que, a pesar de la prueba (fue a libro abierto, una papa) jugaron a la carrera de embolsados, a postas y cosas así y que perdió en todo. Digna o indigna, hija de esta madre, inútil para toda competencia. Él, sin embargo, cae con un cd que le regalaron en el jardín con las canciones que canta tooooodos los días y dice que fueron sala por sala donde hacían actividades. Entonces, contamos nosotros. Yo les cuento que jugábamos una carrera con un huevo duro en una cuchara y que, obvio, yo hacía rodar el huevo antes de pasar la línea de largada.
Abre sus ojos y me dice: ¿ahora? ¿con los compañeros de La Voz del Interior? Y no pude más que imaginarme en una ráfaga, en la playa de estacionamiento, a mis compañeros de trabajo haciendo estos juegos de kermés y dejando por un rato de lado la blackberry, los celulares, el twitter y las agencias de noticias. Al gran pic nic argentino, ¡salud!. Y salud también a la ingenuidad de sus cinco dulces años que caben en un copo de algodón de azúcar y conoce los golpes por los que se ha dado en la tabla descolorida de skateboard que le regaló su amigo.

6 comentarios:

Gaby dijo...

Delicias que nos regala esa ingenuidad y que nos llena de sonrisas inesperadas...
Qué empiecen bien esta primavera, Ross!

Juano dijo...

Grosa Ross... breve, con esa prosa poética que describe lo cotidiano... Y colgué pensando en una fiesta de la primavera en el laburo, hasta imaginé a los gerentes con la cuchara y el huevo...

Feliz primavera!!!

Rossana Vanadía dijo...

Igualmente, Gaby, no te digo asado, porque ya lo anticipaste, pero un buen helado, da para festejar!
Juano, gracias... no digo carrera del huevo duro, pero por ahí, algo que haga despegar, estaría bueno, no?

Willowcita dijo...

algodón de azucar, eso comí el viernes.
y manzana acaramelada con pochoclo.

Rossana Vanadía dijo...

es lo más. Viene una maquinita pa hacerlo en casa. Te imaginás? Mi vieja que era una loca de la guerra, nos compró la pochoclera. Tenemos una cada hermano jajaja

Andrea Guiu dijo...

Jajaja, qué genio, Enzo! no corremos carreritas en la playa de estacionamiento, pero aquí escuchamos a la negra Vernacci, mientras atendemos el teléfono, consultamos páginas de internet, mandamos sobres, buscamos pdfs, producimos Retro y enviamos fotos a las agencias... Mujeres todo terreno, también dejamos entrar un poco de aire por la ventana ¿o no, compañera?